magnify
formats

Hacia el mercado común del ecommerce

Publicado en 20 abril, 2015
Compartir

El mercado común del ecommerce es la nueva apuesta hacia la que se dirige la Unión Europea. El comercio electrónico está viviendo uno de los mejores momentos, con una tendencia al alza en cuanto al crecimiento se refiere. En este contexto, desde las altas instituciones europeas se han dado cuenta de esta realidad emergente y han decidido apostar por el mercado común del ecommerce, un mercado común que ya existe dentro de los 28 países que la forman en cuanto a libre circulación de personas, bienes, servicios y capitales, y contando con el euro como moneda única.

El mercado común del ecommerce en Europa

Si nos vamos a las cifras, vemos que el ecommerce triunfa en Reino Unido, Alemania y Francia, con un gasto medio por persona de 1.413€, de 1.174€ y de 1.012 € respectivamente, según datos de un informe elaborado por la compañía RetailMeNot. En cuarto lugar se sitúa España, país de cuyo ecommerce hablaremos más adelante.

En cuanto a la población que más dinero gastan por compra, se sitúan los suecos en primera posición con un gasto medio por compra de 74,82 €.

En este mismo informe se augura un crecimiento global de las ventas online en toda Europa y América del Norte durante este año 2015 y los sucesivos. Con estas cifras se espera que los compradores europeos desembolsen este año 2015 a través del ordenador 1.087 euros por cabeza, frente a los 978,51 que gastaron en 2014, lo que supone un incremento de un 11,1%.

Con la mira puesta en Europa, durante el pasado año 2014, el comercio electrónico experimentó un fuerte crecimiento (18.4%) y todas las previsiones apunta que esta expansión se mantendrá a lo largo de los próximos años (hasta llegar a un 18.7% en 2016).

Ante el optimismo de los resultados se desprende la importancia de apostar por estrategias y por un mercado común de ecommerce, con el fin de aumentar y fidelizar a los clientes y fomentar el proceso de compra, ya sea online u offline. Todos los pronósticos apuntan a que el futuro está en el mercado electrónico, experimentando un crecimiento del 10%.

El ecommerce en España

En el caso de España, nuestro país se sitúa en cuarta posición con mayores ingresos (con un gasto medio de 661,62€ por persona), por lo que la apuesta del mercado común del ecommerce le influirá de manera positiva. Y es que la logística del ecommerce revoluciona también España.

En 2014, la facturación del ecommerce superó los 17.000 millones de euros y está previsto que en el año 2027 alcance los 200.000 millones de euros, según el estudio sobre comercio electrónico realizado por el Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información (ONTSI) y el Ministerio de Industria, Energía y Turismo.

No obstante, la otra cara de la realidad refleja que apenas el 1% de las pequeñas y medianas empresas de nuestro país tienen un nivel digital óptimo y están bien posicionadas en buscadores tipo Google, contando con una estrategia de redes sociales y con niveles de usabilidad óptimos y con una página web adaptada a cualquier tipo de dispositivo.

Precisamente, las PYMES representan el 99% del tejido empresarial en España, y de ellas, el 95,7% son micropymes con menos de 9 trabajadores, según el estudio “Retrato de las pymes 2014” realizado por la Subdirección General de Apoyo a las PYME, del Ministerio de Industria, Energía y Turismo. De estas cifras se extrae la conclusión de que la conversión al comercio electrónico y a las ventas digitales se presenta como uno de los retos más importantes, además de la apuesta por el mercado común del ecommerce.

Por esto, las PYMES se han puesto a ello y avanzan en la consecución de este reto, viéndose un crecimiento a pasos agigantados del ecommerce en la pequeña y media empresa. En este sentido, el 15% de las PYMES españolas con menos de 50 empleados realizan actividades de comercio electrónico. Y para el 31% de ellas, el ecommerce ya genera más del 20% de su facturación, y el 43% reconoce que sus beneficios económicos han aumentado gracias a esta práctica. Aún así continua siendo importante que las PYMES utilicen Internet como un aliado para que sus promociones, nuevos productos, nuevos servicios, etc., con el fin de que lleguen al nicho de mercado que está más dispuesto a adquirirlos.

Ante el aumento que está experimentado esta modalidad de compra online se desprende la importancia de apostar por un mercado común de ecommerce. En este sentido, es recomendable ampliar conocimientos mediante la formación en logística online, siendo fundamentales los procesos productivos y logísticos para las empresas, para lo cual es importante que la persona responsable en las áreas de logística y compras de una empresa tenga las competencias necesarias en cuanto al control de la planificación y organización de los procesos de compras, logísticas y ventas, favoreciendo la optimización de la cadena logística desde el proceso de fabricación hasta el consumidor final.

 
 Share on Facebook Share on Twitter Share on LinkedIn
© Copyright Educacionline - Todos los derechos reservados - Tel.: 902 10 14 10